Net-Zero 2050, según la IEA

Otro informe relevante (con una infografía muy buena) de la Agencia Internacional de la Energía, que estudia un posible camino para llegar a la neutralidad climática global en 2050. Aquí lo comparan con el informe del 1.5 del IPCC (corrigiendo, en mi opinión, algunos errores, como la excesiva confianza en BECCS, que compensan con más eficiencia energética – difícil – y más renovables). Y aquí se compara con el análisis de IRENA, bastante similar, pero que confía más en la biomasa.

El informe por supuesto no dice nada revolucionario: hacen falta muchas renovables, y mucha electrificación (hasta un 50% del consumo final), para lograr el objetivo. A eso añade la prohibición de vender nuevos coches de combustión en 2035 o calderas fósiles en 2025, y cerrar todas las centrales de carbón y gas en 2040.

Pero como decía antes hay mucho énfasis en la eficiencia energética: multiplican por tres la tasa de mejora de eficiencia de las últimas dos décadas, algo que es claramente muy ambicioso dadas las dificultades que existen para promover el ahorro (no la eficiencia). Gran parte de esto esperan que venga del cambio de comportamiento (más difícil todavía), incluyendo límites a la velocidad en las carreteras de 100 km/h, nada de crecimiento neto del transporte aéreo, bajada del peso de los vehículos…¿Suena factible?

También confían mucho en la biomasa “avanzada”, en gran parte para dar acceso a cocinas limpias a la población que ahora no las tiene. Aunque, sinceramente, no tengo claro cómo lograr esto. El biometano, o los biocombustibles, necesitan carbono. ¿De dónde va a salir?

Quizá de la captura y uso de CO2, que la IEA considera fundamental, sobre todo en la industria. En cambio, la captura directa no juega un papel tan relevante. Parte del CO2 se captura en la producción del hidrógeno azul, que según ellos, supondrá un 40% del hidrógeno total. Pero recordemos que ese CO2 capturado no evita emisiones cuando se usa para producir combustibles sintéticos…

En un cambio fundamental con análisis previos de la Agencia, dicen que no hace falta invertir en fósiles, ni siquiera para la transición: con los recursos desarrollados hasta el momento hay suficiente. Por supuesto, sí hace falta invertir mucho en la transformación, lo que según ellos se traduce en un aumento del 0.5% anual del PIB global (de nuevo, cuidado con el rebote de la eficiencia, si no se hace bien).

Para todo esto, claro, hace falta mucha innovación y cooperación internacional. Pero, sobre todo, hace falta mucho optimismo, y ponerse las pilas ya. Sobre todo para los países desarrollados: si a nivel global llegamos a la neutralidad en 2050, eso quiere decir que Europa por ejemplo debería alcanzarla antes de 2045…Y aunque los de IRENA dicen que el camino está claro, no lo es tanto: un tercio de las reducciones vienen de cambios que no hemos sabido hasta ahora gestionar (eficiencia, biomasa, captura de CO2).

2 comentarios en “Net-Zero 2050, según la IEA

  1. ¿Cómo compara todo esto con el informe de JP Morgan sobre transición energética?. Allí se alerta muy claramente de que en CCS hasta el momento no hay avances, de que la necesaria ampliación de las redes de transmisión exigen inversiones y velocidad nunca vistas y chocan con problemas de implantación, que la electrificación de la industria es muy difícil, en particular en China, etc, etc.
    Es decir, está muy bien analizar lo que hay que hacer para conseguir el objetivo, pero no estaría mal empezar a mirar lo que se puede hacer en la realidad.
    El informe de JP Morgan también contradice, por cierto, la idea de que no haya que invertir en fósiles, dado que estima que el 70% de la energía primaria del mundo en 2040 va a seguir siendo fósil…
    Gracias!

    Me gusta

  2. Elías, gracias por tu comentario. Efectivamente, como comento en esta entrada (https://pedrolinares.blogspot.com/2021/05/la-vision-de-jp-morgan-sobre-la.html) el informe de JPMorgan tiene cero pensamiento mágico, mientras que el de la IEA es “aspiracional”, por llamarlo de alguna forma. Para su visión realista dejan el WEO, con el que también hay una comparación interesante (https://economicsforenergy.wordpress.com/2020/10/28/el-world-energy-outlook-2020/). La gran pregunta es qué hace falta para pasar de uno a otro.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s