El efecto lunes y la competencia en el mercado de carburantes

En un post a mediados de abril de este año explicábamos que la Comisión Nacional de Energía (CNE) había decidido abrir un expediente informativo sobre el denominado “efecto lunes” en el mercado de carburantes de España. Posteriormente, a finales de mayo, la Comisión Nacional de la Competencia (CNC) inició una investigación para tratar de determinar posibles prácticas anticompetitivas en el mercado de distribución de carburantes, realizando inspecciones en distintas compañías, mientras que a principios del mes de julio Repsol reconoció que existía el “efecto lunes”, pero explicando que se trataba de una estrategia comercial motivada por el hecho de que ese era el día que, generalmente, utilizaban los profesionales del transporte para cargar sus depósitos.

De todos modos, a finales de ese mes, tras concluir su investigación, la CNC decidió abrir dos expedientes sancionadores contra seis petroleras por conductas anticompetitivas, uno por posible coordinación entre operadores en materia de precios, clientes y condiciones comerciales, así como por el intercambio de información comercial sensible, y otro por posible coordinación de precios con empresarios independientes que operan en sus redes de distribución, abriendo un período de 18 meses para la instrucción y resolución de ambos expedientes.
Pocos días después la CNE publicó el resultado del expediente informativo sobre el “efecto lunes”. En el informe publicado la CNE analiza los precios diarios de la gasolina y el gasóleo de automoción en el segundo semestre de 2012 en 7.500 estaciones de servicio, estudiando tanto su frecuencia (porcentaje de lunes en los que el precio desciende con respecto al domingo) como su intensidad (magnitud de la caída del precio). Sus resultados muestran una frecuencia del efecto lunes del 85% en el caso del gasóleo A y del 81% en el caso de la gasolina, mientras que la intensidad media es de -1,35 cent€/litro para el gasóleo A y de -1,24 cent€/litro para la gasolina.
A continuación, realizan un análisis del “efecto lunes” por Comunidades Autónomas, observando que su frecuencia es similar en todas ellas, siendo superior o igual para el gasóleo A que para la gasolina. En cuanto a la intensidad, distinguen dos grupos de Comunidades Autónomas: uno formado por Illes Balears, La Rioja, Madrid, Galicia, Asturias, País Vasco y Castilla y León en las que el “efecto lunes” es más intenso y otro integrado por las restantes CC.AA. Observan que el grupo de CC.AA. con “efecto lunes” más intenso se caracteriza por tener precios antes de impuestos superiores a la media estatal y una fuerte concentración del mercado, de modo que los operadores dominantes tienen mayor margen para intensificar los descensos de precios los lunes. Por su parte, las CC.AA. con “efecto lunes” menos intenso tienen precios antes de impuestos inferiores a la media estatal y cuentan con una presencia significativa de operadores de menor tamaño y/o independientes, con lo que la capacidad de reducir precios los lunes es más limitada.
También analizan el “efecto lunes” por compañías, distinguiendo entre gasóleo A y gasolina. En el caso del gasóleo A observan que Repsol, Meroil y Disa Península muestran elevadas frecuencias del “efecto lunes” y además con una intensidad superior a la media nacional. Por su parte, BP, Cepsa y, en menor medida GALP siguen un patrón similar pero de menor intensidad, mientras que las compañías independientes, hipermercados y otras marcas blancas presentan, en general, un “efecto lunes” menos intenso y predominantemente inferior a la media estatal. Con respecto a la gasolina 95, los resultados de su análisis no son tan concluyentes como en el caso del gasóleo, si bien identifican a Repsol, Disa Península, Meroil y, a mayor distancia, Cepsa y BP como las compañías que explican mayoritariamente el “efecto lunes”, mientras que las restantes compañías presentan también, en general, un “efecto lunes”, pero menos intenso. También llevan a cabo un análisis del “efecto lunes” en tres mercados locales ubicados en las provincias de Lleida, A Coruña y Málaga, observando dicho efecto en los tres entornos.
Su conclusión es que la fijación de precios de los carburantes en España los distintos días de la semana no se corresponde con una dinámica propia de un mercado competitivo, siendo la reducción de precios los lunes una práctica que viene acompañada de precios mayores el resto de días de la semana. Además, estas reducciones sistemáticas de precios los lunes podrían estar revelando que los precios en los demás días están por encima de los que habría en un mercado competitivo.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s