Sobre la percepción del riesgo

Los problemas de las nucleares en Japón (que parece que están agravándose) están reavivando el debate nuclear en Europa y en España. Yo, por supuesto, no tengo capacidad para meterme en los temas más técnicos y de seguridad (aquí hay una entrevista interesante con un experto nuclear, como siempre algo sesgado hacia esta tecnología, pero con bastante más información sobre el asunto que muchos; y parece que El País va a organizar una sesión abierta con expertos sobre estos temas). Pero sí me gustaría hacer una reflexión sobre temas de probabilidad de riesgos y nuestra percepción de los mismos.
Básicamente, mi argumento es el siguiente: lo que está pasando en Japón no debería hacernos cambiar nuestra actitud hacia la nuclear. ¿Por qué? Pues porque lo que ha pasado era algo que podía pasar, y ya lo sabíamos. Cuando uno analiza la nuclear, calcula la probabilidad de accidente (de hecho, el análisis más avanzado en estos temas, análisis probabilista de riesgos, seguramente esté en el campo nuclear). Y esa probabilidad de accidente existe y no es nula. Lo que pasa es que es muy pequeña: 1e-6, 1e-9, según distintas estimaciones que cito de memoria (pero que no estarán muy lejos de lo real). El accidente de Japón, ¿hace que nos tengamos que plantear si este riesgo está mal calculado? Pues a falta de un análisis más profundo, no creo. ¿Cuál es la probabilidad de que haya un terremoto más un tsunami posterior para el que no se ha diseñado la resistencia de la central nuclear?¿Es mayor que este 1e-6? No creo, la verdad…
Así que lo único que ha pasado aquí es que se ha cumplido la probabilidad de accidente: de todas las centrales nucleares del mundo, y con todos los años que llevan en operación, alguna vez tenía que pasar algo, como digo la probabilidad de accidente no era nula. Cuando los países han decidido construir nucleares, aceptaban este riesgo (confiando en que nunca les tocara, claro). Es como cuando conduces un coche: hay una probabilidad de morir en accidente, posiblemente mayor que la de un accidente nuclear. Pero todos conducimos, porque aceptamos el riesgo. O dicho de otra forma, porque los beneficios de conducir nos compensan de sobra el riesgo de morir. Y así es como entiendo que hay que entender las nucleares construidas. Lo malo es que, cuando toca, nos arrepentimos de la decisión. Pero, ¿eso significa que la decisión era mala? Pues no necesariamente: ninguna decisión ex-ante es óptima ex-post, cuando se resuelve la incertidumbre. Y claro, cuando te toca la china, la cosa es más evidente todavía. Pero repito, si una decisión se consideraba buena antes de la resolución de la incertidumbre, lo seguirá siendo después y a futuro, si la probabilidad no cambia.
Entonces, ¿por qué ahora todo el mundo anda revisando sus programas nucleares? Porque este accidente hace que nuestra percepción del riesgo aumente (posiblemente por el availability bias). ¿Es esto racional? No necesariamente, la verdad…Demasiados problemas cognitivos de por medio: antes nos negábamos a reconocer el riesgo existente, y ahora lo magnificamos.
Anuncios

Un comentario en “Sobre la percepción del riesgo

  1. Tras leído la pregunta 6 de la entrevista al científico nuclear la respuesta que no da este científico es que sí, la central debe superar un terremoto de magnitud 12 + tsunami + atentado terrorista + el destrozo de todos lo sistemas de refrigeración del núcleo. Se puede razonar que todo eso es muy caro y que no existe la seguridad 100%. Bueno, existen tecnologías que si son 100% seguras y no es gastar dinero en actualizar todo el parque de centrales con las medidas de seguridad/diseño mejoradas cada vez que el ser humano/la Naturaleza aplica un “test de ensayo destructivo de la muestra”. El cientifico habla de la aviación y los coches que son destrozados para testarlos a ciertos niveles de peligro extremo para comprobar que las vidas humanas salen bien. ¿Cuantas centrales nucleares se han sometido a test extremos de ensayo destructivo para comprobar los niveles de seguridad?. Solo dos: uno fue por imprudencia de humanos y otro por la Naturaleza. Argumentar que un diseño de central japones pensado para promedio de magnitud 7,5 Ritcher y sobrevivir a uno de 9 ya esta estupendo es claro que minusvalora los eventos Outlayer que siempren aparecen en las muestras estadísticas de datos experimentales. Ya en el pasado hubo terremotos de 9,¿esperaremos al outlayer de 12?. La nuclear es un sistema en equilibrio inestable que basta que un único outlayer gane una vez para hacer mucho daño. Lo de Japón es una victoria pírrica para el diseño de centrales. Y las nuevas generaciones de centrales (más caras) y con fluidos como sodio líquido, etc tampoco invitan mucho a la tranquilidad.

    Al final la pregunta es económica: ¿qué beneficio económico neto se obtendrá en general de aplicar los incrementos de costes por las nuevas medidas de seguridad al parque de centrales nucleares de España?. Esos incrementos de costes si se invirtieran en instalaciones de geotermia, solartermoeléctrica+almacen y maremotriz,¿qué beneficio económico neto obtendrá el sistema energético español?.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s